Paloma Remolina

Paloma Remolina 2017-06-11T21:11:08+00:00

Soy Paloma, una mujer en proceso de descubrirse a sí misma.

Mi búsqueda interior, de saber Quién Soy Realmente, me ha llevado por varios caminos, tanto de índole terapéutica como artística.
Desde muy pequeña me he cuestionado el sentido de la vida, el por qué de tanto sufrimiento y el cómo podríamos aprender a disfrutar de esta vida que nos es brindada. Cuando tenía 19 años en una charla sobre Crecimiento de Conciencia, algo dentro de mí comprendió para qué estábamos aquí, esta frase ya tan conocida de Pierre Teilhard de Chardin:

“No somos seres humanos teniendo una experiencia espiritual. Somos seres espirituales teniendo una experiencia humana.”

Esta frase, generó dentro de mí la apertura a un lugar de calma, un lugar donde parar la búsqueda incesante y de empezar a comprender lo que es el disfrute de esta vida. Y despertó el deseo de querer compartir la aventura del autodescubrimiento con todo aquel que estuviese interesado.

En 2006 mi búsqueda de encontrar ese camino interior a través del cual yo pudiese reconocer Quién Soy Realmente, empezó de manera consciente y con mucha hambre.
Mis primeros pasos en el mundo de la Sanación y de las Terapias, comnenzaron por encontrar un mayor equilibrio dentro de mí, me incursioné en la meditación practicando distintas técnicas, así como en el Yoga; disciplina en la cuál soy Instructora Certificada de Hatha y Ashtanga Yoga desde 2007.
En 2008, tras completar varios cursos de Terapia en Sanación Emocional, fui asistente de estos mismos cursos, así como terapeuta en un centro holístico en la ciudad de Cancún, México, donde estuve trabajando con ésta y otras técnicas de Sanación Energética y Lectura de Registros Akáshicos, desde el 2008 hasta el 2010, tanto en México como en España.

En 2010, tuve la oportunidad de asistir a un Retiro para Maestros de Un Curso de Milagros a través de la inspiradora y amorosa voz de Rosa María Wynn, esta experiencia me llevó a tomar la firme decisión interior de dedicar mi vida a darle voz a la Voz de la que el curso nos habla, evidentemente el propio aprendizaje y purificación de la mente son los primeros pasos a realizar, tomándosnos fuertemente del corazón con la amada compañia de Jesús.

En este reito de Un Curso de Milagros, es que tuve la genial coincidencia divina de encontrarme con Jessica Walker, creadora y directora de Laboratorio Escuela, y fue así como mi curiosidad acerca de las infititas posibilidades de Ser, me llevaron a incursionarme en el teatro, camino a través del cuál buscó comprender mi propia complejidad y la de los demás, y tras unas cuantas paradas en otros lugares, es que finalmente me establecí en Barcelona.
Mi camino en el teatro, en Laboratorio Escuela, me ha permitido llevar a la práctica conceptos (tan poco tangibles) como la presencia, la honestidad, el real contacto con el otro, a través de una práctica profunda de autodescubrimiento interior, por medio del yoga, la meditación, el tantra blanco, el desarrollo emocional y la conciencia corporal.

En 2015 recibí la Maestría en Reiki Usui Tradicional con David Alcalde Monserrat, pudiendo profundizar aún más en la Sanación Energética, y en 2017 recibí también la iniciación a la Energía Deeksha, la cual ha intensificado y vuelto más profunda tanto mi práctica personal como las terapias que ofrezco. Actualmente estoy estudiando el Curso Esencial del Método Tagdrol con Mercedes Udaeta.

Todo este andar me ha llevado a encontrarme con el Tantra, un interés que estaba guardado dentro de mí desde hace muchos años. En 2015 encontró el lugar y las personas con quienes descubrirse y materializarse, y tras dos años de intensiva formación y muchas horas de práctica personal y otras tantas dando y recibiendo Terapia Tántrica, es que ahora tengo la oportunidad de compartir todo este conocimiento.

 

El tantra ha significado para mí, “él abrir una puerta”: la vía a través de la cuál encontrar el equilibrio y la armonía entre mi energía masculina y mi energía femenina, la posibilidad de una filosofía de vida donde nada se excluye, sino que todo busca integrarse y ser amado, desde nuestros instintos más básicos hasta los que consideramos más elevados, descubriendo, en la práctica, que todo es digno de ser amado, por lo tanto nosotros mismos somos dignos de ser amados por completo, en todas nuestras facetas y con todo todo lo que tenemos.
El comprender que lo sagrado viene de uno mismo, de la propia existencia, y que de esta manera cualquiera de nuestras expresiones es igualmente sagrada, desde meditar, comer, defecar o tener sexo.

La energía sexual es la energía más potente dentro de nuestro organismo, es el chi, la energía vital, la energía creativa; y si nosotros aprendemos a conocerla y a manejarla, seremos dueños de nuestra propia energía, comprendiendo el poder real que reside en nuestro interior, y así enfocar nuestra voluntad hacia el lugar sagrado dentro nuestro que pacientemente espera contestemos su llamado.

 

Yo, hoy, busco estar en paz conmigo misma, de manera sencilla, de conocerme, de sanarme para aprender a amar más y a compartir la alegría de vivir, siempre tomada de la mano de la divinidad.
Comprender que la vida misma, nuestra “mundana vida cotidiana” es nuestro camino al autodescubrimiento y a la realización divina.
En el tantra he encontrado un camino hacia la sacralidad de mi experiencia cotidiana, permitiéndome estar en paz con mi paso por esta tierra.

Contacto:
Paloma Remolina
608 422 205
inaipaloma@gmail.com

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies. Puede obtener más información en nuestra política de cookies

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar